fbpx

Por favor, añade tu primer artículo a la lista de deseos

Tips para aliviar el dolor de cuello

El dolor de cuello, junto al de espalda, es uno de los más frecuentes en la población, especialmente en quienes trabajan sentados. Son diversas las causas que pueden ocasionarlo y aunque a veces es provocado por un hecho puntual y evidente, otras aparece de manera progresiva y determinar el origen puede ser más complicado. Hoy te damos algunos tips para aliviar el dolor de cuello y algunos consejos para prevenirlo. Lograr una buena calidad de vida nace en los pequeños gestos cotidianos. ¡Vamos allá!

Son diversas las causas que pueden desencadenar en molestias cervicales: un golpe, un mal movimiento, el estrés acumulado, las malas posturas que generan tensión muscular, el desgaste de las articulaciones, una higiene postural inadecuada o los movimientos repetitivos, entre otros. Para aliviar al dolor de cuello, es importante que acudas a un especialista en caso de que este aparezca de forma espontánea, no determines la causa o se prolongue demasiado en el tiempo. Si, por el contrario, detectas el origen y necesitas rebajar las molestias, a veces incapacitantes, puedes llevar a cabo alguno de estos tips.

Tips para aliviar el dolor de cuello

Aplica calor a lo largo del día. Un saco térmico de semillas puede ser una excelente y cómoda opción para relajar la musculatura y aliviar la tensión.

Apuesta por las duchas relajantes que te ayuden a disminuir la tensión. Puedes optar por un baño o, si lo prefieres, una ducha en la que dirijas el chorro, sin excesiva presión, a la zona afectada durante unos minutos. Convierte este en un hábito y notarás una gran reducción de las molestias.

Presta mucha atención a tu postura y descubre aquellos momentos a lo largo de la jornada en los que es incorrecta. Si trabajas sentado asegura una colocación adecuada apoyando la espalda en el respaldo y situando la pantalla del ordenador a la altura de los ojos. Asimismo, apoya ambos pies, sin cruzar las piernas, y levántate cada media hora aproximadamente para movilizar el cuerpo y realizar algunos estiramientos.

Evita realizar movimientos bruscos, así como cargas excesivas o de la manera incorrecta. Recuerda cuando llevas cargas, repartirlas equilibradamente.

Los masajes siempre son una excelente opción para reducir tensión, estrés y relajar la zona afectada.

Otras recomendaciones…

Más allá de estos tips que te ayudarán a aliviar el dolor de cuello, es importante que te anticipes a su aparición. Para ello, escucha y cuida tu cuerpo.

Si coges cargas el suelo, no curves tu espalda, hazlo desde posición de sentadilla con la columna alargada. Por supuesto, no cargues más de lo que puedes.

Presta atención a una correcta postura corporal tanto si estás sentado como de pie o caminando.

Practica ejercicio físico de forma regular. Ya sabes que este no solo te ayuda a lograr tus objetivos físicos, sino que favorece tu salud y te dota de una mayor calidad de vida.

Actividades como el Yoga o el Pilates, pueden ayudarte mucho a mejorar la postura corporal, a reducir tensiones y estrés y a reducir drásticamente las dolencias e tu cuerpo.