fbpx

Por favor, añade tu primer artículo a la lista de deseos

Ventajas de entrenar en pareja

Introducir la actividad deportiva en nuestra vida, o evolucionar con ella a medida que pasa el tiempo, es posible mediante multitud de opciones. Y es que tenemos la posibilidad de practicar diferentes disciplinas, en gran variedad de lugares y horarios y, además, podemos hacerlo… ¡solos o acompañados! Sin duda, existen grandes ventajas de entrenar en pareja que pueden aportar nuevas sensaciones y experiencias en tu rutina deportiva. Así que ya sabes, no lo pienses más. Ve a por tu amigo/a, familiar o pareja e id mano a mano a cruzar la meta. ¿Qué por qué? ¡Te lo contamos!

Uno de los grandes motivos que llevan a mucha gente a dejar de entrenar o a experimentar una bajada de motivación y ganas, es la monotonía. Es lógico que si nos estancamos en una rutina insatisfactoria y sin proyección, acabemos aburriéndonos y perdiendo el interés por lo que hacemos. Para que esto no ocurra hay multitud de medidas que pueden funcionarte. Cambiar de actividad deportiva, probar disciplinas nuevas, complementar tu entrenamiento con otros métodos, cambiar de lugar o modificar el horario… podrán aportar novedad y descubrirte nuevos horizontes. Pero, además de todo ello, existe otra clave que puede ser determinante a la hora de devolverte las ganas por darlo todo. ¡Entrenar en pareja! ¿Nunca te lo habías planteado? ¡Quizá sea ahora un buen momento!

entrenar en pareja

3 Ventajas de entrenar en pareja

REFUERZO DEL VÍNCULO

Sin duda alguna, entrenar en pareja permite descubrir otras facetas que no vemos normalmente en la otra persona. Observar la capacidad de resistencia, de disciplina y de superación de nuestra pareja, nos hará admirarla todavía más. Además, compartir ese tiempo juntos, fortalece la conexión y elimina posibles barreras comunicativas que puedan existir. Si entrenas con tu pareja sentimental, además, podrás reavivar esa chispa que a veces se reduce con el paso del tiempo. Sobre todo no la infravalores, ya que podría sorprenderte y tirar por tierra todos tus prejuicios.

APOYO Y SOPORTE

Cuando uno entrena solo, puede caer en la tentación de fallar de vez en cuando. “Hoy no tengo tiempo”, “hoy no me apetece”, “hoy no es buen día”… Sin embargo, cuando entrenas en pareja, asumes una responsabilidad con la que debes cumplir. Además, formaréis un tándem perfecto ya que cuando uno flaquee, estará el otro para animarlo y acabar cumpliendo como campeones/as. ¡La sensación posterior de satisfacción no tiene precio!

ENTRENAR EN PAREJA,COMPETICIÓN SANA

¿A quién no le atrae una buena dosis de competición deportiva? ¿Crees que eres mejor que tu pareja? ¡Tendrás que demostrarlo! Haced circuitos, proponeos retos adaptados a las circunstancias de cada uno y comprobad que, mientras uno de los dos es mejor en una porción del entrenamiento, el otro gana por goleada en la restante. Y es así, los piques y las riñas con humor aportan valor extra a la rutina.