fbpx

Por favor, añade tu primer artículo a la lista de deseos

Consejos efectivos para unas piernas tonificadas

Unas piernas tonificadas son el objetivo por el que muchas personas se esfuerzan día a día y lo dan todo en el entrenamiento. Sin embargo, no siempre se obtienen los resultados esperados en el tiempo deseado. Y es que para lograrlo son necesarios ciertos hábitos de base para conseguir unas piernas tonificadas y definidas que luzcan como esperamos. Estrenamos agosto y son muchos quienes lamentan no haber empezado a tiempo con una operación bikini que, por si no lo sabes ya, ¡es cosa de todo el año!

Para conseguir unas piernas tonificadas, o cualquier otra meta en diferentes aspectos de la vida, la constancia es el arma más valiosa. Aun así, ser constantes no es suficiente si no vamos en la dirección adecuada. La actividad física es clave, así como unos ejercicios específicos orientados al objetivo. No obstante, tener en cuenta los tips que te citamos a continuación, puede ayudarte a dar con la fórmula mágica que te permita optimizar la respuesta de tu cuerpo a la actividad.

Tips básicos para unas piernas tonificadas

Actividad en el día a día

¿Eres de esas personas que cumplen a rajatabla con su rutina de entrenamiento y luego va en coche a todas partes y no sabe vivir sin ascensor? ¡Es hora de cambiar estas comodidades y activarse! Está genial que cumples con unos hábitos deportivos, esto es fundamental. Sin embargo, ¡puedes ir más allá! Sube y baja escaleras, ve andado siempre que puedas, aparca más lejos el coche, baja una parada antes del autobús, asegúrate de caminar a diario…

Hidratación adecuada

¿Bebes suficiente agua? Hay quienes se centran en su alimentación y entrenamiento pasando por alto que la correcta hidratación es fundamental para preservar la salud, rendir como es debido y lograr los objetivos físicos con más efectividad. Para conseguir unas piernas tonificadas, ¡bebe agua! Esto ayuda a eliminar toxinas, combate la retención de líquidos y mejora notablemente el aspecto de la piel. Es muy importante para mantenerse en el peso adecuado y lucir unas piernas bonitas, tanto a nivel muscular como en la piel.

Alimentación

No será ninguna sorpresa para ti pero, por si eres de esas personas que todavía no saben la importancia de la dieta, ¡te lo recordamos! La alimentación es la base de un estilo de vida saludable y del camino hacia los objetivos físicos. El simple hecho de ajustar el plan nutricional a tus circunstancias y necesidades, puede cambiar drásticamente los resultados de tu rutina. Por ello, empieza a prestar más atención a tu despensa y, si no tienes la capacidad para diseñar tu dieta, consulta con un profesional de la nutrición. Es una inversión que te reportará un sinfín de beneficios a corto, medio y largo plazo. Piernas tonificadas en 3, 2, 1…

Ejercicios específicos

Y ahora sí, con una alimentación e hidratación adecuada y una suficiente actividad diaria, estamos preparados para entrenar a tope de energía. Realiza ejercicios de cardio y fuerza y combina aquellos específicos para unas piernas tonificadas (zancadas, sentadillas, saltos, elevación de caderas, patadas de glúteo…). ¿Lo más importante? ¡No te conformes! Si observas que puedes ejecutar los ejercicios con mucha facilidad, añade peso y aumenta la intensidad para incrementar la exigencia y salir de la zona de confort. Muchas personas no logran los resultados deseados porque están estancadas y no cumplen con una rutina que ponga a prueba sus capacidades. ¡Ve más allá!

piernas tonificadas

Hábitos complementarios para unas piernas tonificadas

No pases demasiado tiempo en la misma postura. Si estás sentado/a durante muchas horas levántate, estira y moviliza las articulaciones, da un paseo…

Apuesta por las duchas de contrastes en las piernas. Estas estimulan la circulación, disminuyen la sensación de pesadez, tonifican la piel y mejoran su apariencia… Además, la sensación posterior de bienestar es indescriptible.

Además de en el plano de la musculatura, céntrate en cuidar la piel. Exfóliala semanalmente y aplica loción hidratante o aceite masajeando suavemente en movimientos circulares y ascendentes.

Procura no utilizar prendas que ejerzan demasiada presión en tus piernas. Esto favorece la aparición de celulitis y de ciertos síntomas circulatorios. Siempre que tengas la ocasión hazte con prendas que te permitan mover el cuerpo con libertad.

Aunque no siempre tenemos en cuenta la importancia del descanso de calidad, es imprescindible para la óptima salud y para obtener buenos resultados tras el entrenamiento. Tan importante es el descanso como la actividad para permitir que el cuerpo funcione y trabaje correctamente.