fbpx

Por favor, añade tu primer artículo a la lista de deseos

Antioxidantes, ¿qué son y cómo obtenerlos?

Una dieta variada y equilibrada es fundamental para mantener una buena salud. Asegurarnos de que nuestra alimentación es rica a nivel nutricional, nos ayudará a estar enérgicos, fuertes y sanos. A menudo escuchamos la importancia de una suficiente ingesta de antioxidantes pero no conocemos en profundidad qué son y qué funciones cumplen en nuestro organismo. Hoy te contamos algunos aspectos básicos y construimos una lista de alimentos ricos en antioxidantes. ¡Toma nota!

Todo sobre los antioxidantes

¿Qué son?

Los antioxidantes son sustancias que tienen la capacidad de combatir los daños ocasionados por los radicales libres, responsables del envejecimiento celular. Una dieta saludable, que nos proporcione la suficiente ingesta de antioxidantes, nos ayudará a cuidar nuestra salud y a mantener nuestro organismo en óptimas condiciones.

Los radicales libres…

Los radicales libres se producen en la respiración con la presencia de oxígeno y pueden ser causantes del envejecimiento prematuro, el deterioro en el estado de la piel o alteraciones en el ADN. También están asociados al desarrollo de enfermedades como la diabetes, el colesterol, problemas cardiovasculares o, incluso, cáncer. Toxinas como pesticidas, el humo del tabaco, la contaminación o el alcohol, generan radicales libres; así como la exposición solar prolongada y sin protección, el estrés o una mala alimentación. En la lucha contra los daños ocasionados por estas sustancias, los antioxidantes juegan un papel fundamental. Y es que los radicales libres van dañando las células poco a poco, acción que solo puede ser frenada por la presencia de antioxidantes.

antioxidantes

¿Cómo asegurarse una correcta ingesta de antioxidantes?

Para controlar la situación e intentar equilibrar la presencia de antioxidantes en nuestro organismo, no bastará con una suficiente ingesta de los mismos. Además, es necesario reducir los factores que facilitan la oxidación, en la medida de lo posible, a través de un estilo de vida saludable. En cuanto a la alimentación, juega un papel fundamental en este sentido y conocer aquellas opciones que nos proporcionan antioxidantes nos ayudará a tomar decisiones inteligentes. ¿Cómo lograr un equilibrio favorable? ¡Te lo contamos!

Aumenta el consumo de frutas y verduras de diferentes colores.

Intenta consumir diariamente como mínimo una ración de verduras crudas (ensalada, gazpacho, tomates, escarola…).

Si tienes necesidad de un dulce, opta por una pieza de fruta. ¡Son el mejor snack saludable!

Elige siempre AOVE (Aceite de oliva virgen extra).

Cocina sin tostar en exceso o chamuscar el alimento.

Sustituye refrescos y bebidas azucaradas por infusiones como té verde o agua saborizada con fruta.

No tomes el sol en las horas centrales del día y mucho menos sin protección. Diez minutos de exposición a primera hora de la mañana, o última hora de la tarde, es perfecto para adquirir los niveles óptimos de vitamina D.

Desecha por completo hábitos como el tabaco o el alcohol.

Intenta practicar actividades que te relajen y que te ayuden a reducir el exceso de estrés.

Elimina los ultra procesados o reduce drásticamente su consumo.

Alimentos ricos en antioxidantes

Arándanos, fresas, uvas negras, kiwis, frambuesas, cerezas, melón, limón, papaya, naranjas, sandía …

Brócoli, kale, perejil, espinacas, tomates, zanahorias, boniato, calabaza, remolacha…

Pistachos, almendras, nueces, avellanas, cacahuetes, piñones, semillas…

Cacao, canela, té rojo, té verde…

Yema de huevo, leche, queso…

Pescados como el salmón, las sardinas, el atún…